Opositores dominicanos critican haitianos convocaron a marcha en SD

0
176
Pelegrín Castillo, Federico Antún Batlle y Ramfis Domínguez Trujillo
Esta actividad estaba programada para las 7:00 en la Avenida de la Salud,  en el principal parque de Santo Domingo.
Domínguez Trujillo, quien es candidato presidencial del Partido Demócrata Institucional y nieto del fenecido dictador Rafael L. Trujillo, alegó que la migración haitiana hacia la República Dominicana es “ilegal, nociva y atenta contra la dominicanidad”.
En un video colgado en su canal de Youtube, -Ramfisdt-, declaró:  “Nosotros tenemos una responsabilidad de luchar contra todos los intereses que atenten contra nuestro país, nuestra dominicanidad.  Eesa marcha donde los haitianos van a exigir derechos que no tienen, eso va en franca violación a nuestras leyes”, expresó.
A su juicio,  la soberanía nacional ha sido puesta en  riesgo por el Presidente Danilo Medina.  “El artículo 25 de la Constitución habla sobre la Extranjería, y dice que los extranjeros no tienen derecho a participar en actividades políticas, tal y como, han convocado esa marcha”,  declaró.

Antún, presidente del Partido Reformista Social Cristiano (PRSC),  declaró que el llamado a esa  caminata fue un “desafío inaceptable” al pueblo dominicano, quien ha exigido al Gobierno que no firmara los pactos sobre  migración y refugiados promovidos por la Organización de las Naciones Unidas.

Llamó al Gobierno, en particular al ministerio de Interior y Policía, a no permitir esa actividad,  que  fue denominada “Acción saludable por los Derechos” ya que, a su juicio, sólo buscaba estimular la migración ilegal de ciudadanos del vecino país al territorio dominicano”.

“La República Dominicana necesita de un gobierno reformista para que imponga el orden y el respeto que reclama el país, todo el mundo sabe que la inmensa mayoría de los haitianos que viven en nuestra nación se encuentran de manera ilegal, sin documentación, por lo que esa caminata no debe permitirse”, dijo.

Manifestó que si el PRSC estuviera en la presidencia, no autorizaría esa marcha, ” y si la realizan como un desafío a las autoridades dominicanas, se ordenaría el apresamiento de todos los  que participen en la misma para luego ser repatriados a Haití”.

Pelegrín Castillo, vicepresidente de la Fuerza Nacional Progresista, opinó que la marcha convocada por los haitianos constituía una protesta desafiante “enmascarada como actividad deportiva y recreativa”, ante la reacción nacional de rechazo a los Pactos de Migración y Refugiados y al clamor creciente en favor de un Muro Fronterizo.

En un documento de prensa,  advirtió que “ese movimiento de protesta encubierta y maliciosa viola el artículo 25 de la Constitución de la República relativo al estatuto de extranjería, por lo que el Ministerio de Interior debe intervenir en el asunto y hacer respetar ese mandato”.

“Nadie puede hacerse el ingenuo. Desde hace tiempo venimos enfatizando que no es cierto que República Dominicana tiene problemas de migración ocasionado por el desarrollo desigual insular: confrontamos un problema internacional complejo y peligroso, con serias implicaciones de seguridad nacional e internacional, provocado por el colapso de Haití como estado y la irresponsabilidad criminal de poderes internacionales de querer imponer una solución dominicana a dicho problema”, explica.

Alega que “desde hace años los haitianos y sus aliados locales y foráneos vienen preparando infraestructuras de apoyo con miras a lograr por todos los medios, incluidos, los insurreccionales, sus metas de imponerse en la parte oriental de la isla”.

sp-am

Comparte: